A partir de análisis de los rascacielos contemporáneos, concebidos como un elemento compacto, liso y alejado del espacio circundante, el proyecto los ha reinterpretado en una estructura abierta, equipada con áreas verdes en cada nivel, luz natural y ventilación. Esta nueva interpretación permite a sus residentes disfrutar de un estilo de vida más saludable, en conexión con elementos naturales, repensando el concepto tradicional de comunidad y sociedad.

La estructura del edificio se basa en un elemento prefabricado estructural modular, que se puede repetir tanto horizontal como verticalmente. La forma singular del elemento estructural crea una red 3-D que sostiene cada piso. La estructura está rodeada por una membrana de vidrios fotovoltaicos que proporcionan electricidad a todo el edificio y lo hacen energéticamente independiente, proporcionando además energía para otros edificios en el continente.

Continúa leyendo en:
http://arqa.com/arquitectura/ciudad-vertical-la-inspiracion.html